Quedan
Días
Horas
Minutos
Segundos
para tu 30% DE DESCUENTO en el Curso de Preparación de piel.

Un buen momento para reflexionar

Dicen que todo ocurre por una sencilla razón, y no puede ser más cierto.

Si me paro a pensar, a lo largo de mi vida todo lo que me ha ido sucediendo ha sido fruto del desencadenamiento de varios sucesos; una pieza tras otra que encajan una y otra vez para ir marcando tu camino o mejor aún, ¿tu destino? Quizá para que podáis entender el porqué sobre mi pasión y mi gran amor  por este mundo, os debo contar mi historia.

Todo se remonta a una niña que le encantaba todo el mundo de la belleza, el maquillaje y el sobretodo, ver como florecían “personitas” muy bellas de chicas tan normales y corrientes como cada una de nosotras. Una niña, que sí amigas mías, sufrió “bullying”. Sólo pensaba en salir de “ahí” y dedicarse a estudiar imagen integral, quería poder dedicarse a realzar su belleza y la de todos los demás. No quería que nadie más sufriera por lo que ella sufrió sólo por el hecho de “ser diferente”. Todas las personas somos bellas y no hemos de dejar que nadie nos haga sentir que no lo somos.

A partir de ese momento tenía claro con ya sólo 15 años que quería ser asesora de imagen y maquilladora profesional, quería aportar mi granito de arena a “cambiar” este mundo cruel y no dejar que nadie más, nunca más se tuviera que lamentar por su físico. Aunque esta niña tenía muchas ganas e ilusión por entrar a formarse en cuanto antes, estos cursos no permitían a nadie de 15 años, así que esta niña empezó estudiando grado medio de estética. La sorpresa fue cuando la estética se convirtió en algo que amaba tanto como lo que podía ser el maquillaje; tratamientos faciales, corporales, masajes, cuidar y mimar a cada persona que pasaba por sus manos.

El director vio que aún así no paraba de practicar una y otra vez maquillaje en clase, lo bien que se le daba con tan sólo 15 años y que ponía mucha pasión y empeño por conseguir los mejores resultados. Llegó la oportunidad de su vida: prácticas como maquilladora en el canal de televisión de City TV. ¿Cómo? ¿Yo? ¿Con sólo 15 años? ¡No cabía en mí de la alegría! ¡Guau! Eso fue un chute de energía, autoestima y ganas de seguir luchando día a día. Iba a diario con muchas ganas de trabajar y lo primero que hacía era entrar corriendo a ver la “escaleta” del día y  que famoso tocaría maquillar hoy en Aru City’s.

Allí conoció a muy grandes profesionales, profesionales que le recomendaron estudiar en Stick Art Studio y le guiaron para conseguir sus objetivos. Más tarde como la estética le apasionaba, realizó el curso superior de estética homologado por el Reino Unido (un gran título teniendo en cuenta que se quería ir a Londres). Años más tarde después de mucha experiencia y dedicación, le llamaron de Josep Pons (la escuela donde estudió) porqué había quedado una plaza libre, y gracias a su esfuerzo día a día y a sus notas, le tenían en cuenta para el proceso de selección. Con sólo 19 años y tras pruebas, exámenes y días duros de preparación, conseguió ser profesora de estética y maquillaje en Josep Pons.

A partir de ahí entró a estudiar (¡por fin!) la formación completa de maquillaje en Stick Art Studio y empezó a “labrarse” su futuro. Trabajó al principio como todos de maquilladora, sin cobrar nada en esos populares “intercambios”, pero poco a poco iba haciendo contactos, iba evolucionando como maquilladora y llegó a trabajar en editoriales, publicidad, catálogos… Hasta que todo se desplomó allá en el 2008… De repente ya no llamaban tanto para maquillar ¿qué pasaba? ¿acaso había hecho algo mal? Empezó la crisis, cerrando así muchas empresas y las editoriales ya preferían contar con los servicios de maquilladores que hicieran “intercambios” por salir mucho más rentable.

Fue un duro golpe, pero de todo se aprende. Descubrí otra versión de mi trabajo en diferentes firmas de maquillaje, perfumerías, etc. Eso me estaba gustando mucho más que lo que había hecho hasta ahora, ¿curioso? sí, quizá sí. No estaba contenta por el trabajo en sí, pero estaba contenta porqué había descubierto mi verdadera vocación: asesorar, aconsejar y formar. ¿No era eso por lo que me había apasionado por este mundo? ¿De qué me servía maquillar a modelos bellas y realizar siempre un trabajo tan “mecánico” sin personalidad? Mi verdadera misión era poder realzar la belleza de todas mis clientas, de esas personas que decidían confiar en mí y ponerse en mis manos, que escuchaban atentamente todos mis consejos y recomendaciones y volvían siempre a decirme lo bien que le había funcionado mi consejo o lo muy agradecidas que estaban. Eso, eso era muy especial para mí.

Decidí seguir mi camino y ya que tenía estética y maquillaje, me faltaba peluquería y asesoría de imagen así que, ¿vamos a por ello no? Quería estudiar peluquería, pero no quería estudiar una formación cualquiera, quería estudiar una formación en peluquería que además me formaran como asesora de imagen y estilista. Así que estudié el curso VIP de peluquería en Miguel Griñó. Amo la peluquería yo creo gracias a mi primera profesora Yolanda, ella hacía que las clases fueran muy especiales y nos enseñaba a ver el lado “místico” y especial de cada trabajo.

En esta última etapa, he estado “tocando muchos palos”; palos a ciegas en los que hacía de todo pero de nada. Hacer a diario maquillaje, peluquería, estética, clases, sesiones, ahora en un sitio, ahora en otro, ahora estoy aquí, mañana allí. ¿Qué soy? ¿A qué me dedico? ¿Soy todo a la vez? No… Estaba dándome cuenta de que ese sueño y esa misión que yo tenía cuando empecé a estudiar este mundo hace ya 13 años se estaba desvaneciendo y me estaba quedando muy atrás de todo…

Hoy os puedo decir que me enfrento a una nueva etapa en la que tengo claros mis objetivos y voy a luchar por ellos. Quiero recuperar esa niña que quería asesorar, enseñar y aconsejar a gente que lo necesitara, que necesitara sentirse especial y lograr encontrar su camino. Hoy os puedo decir, que me alegro de haber retomado el canal de YouTube, porque quiero centrarlo principalmente en formación; me alegro de haber retomado mi vocación como profesora porque voy a luchar por conseguir formar en maquillaje o en belleza; me alegro de haberme encontrado a mí misma y haceros partícipes de ello.

Me alegro de teneros a vosotras a mi lado y os aseguro que esta nueva etapa va a ser muy especial. Porqué esta nueva etapa va por esa niña, por vosotras y por todas las que algún momento nos hemos querido sentir especiales.

En esta nueva sección espero compartiros cositas y avances sobre mi mundo y mías, para que juntas de la mano vayamos hacia esta nueva etapa.

¡¡Muchas gracias por estar ahí!!

Share on facebook
Share on twitter
Share on pinterest
Share on email
Share on whatsapp

6 comentarios en “Un buen momento para reflexionar”

  1. Hola guapa, yo creo que en esta vida a veces parece que damos palos de ciego como dices tú pero para mí son pasitos necesarios que, poco a poco, nos llevan a centrarnos en lo que realmente importa. Un besazo y me alegra que todo te vaya bien porque pasado un tiempo veo que has acertado con todos tus proyectos. Muakss

Deja un comentario

¡NO TE VAYAS!

RECIBE GRATIS LA GUÍA DEFINTIVA DE LOS TIPOS DE PIELES.  ¡Suscríbete y descárgalos GRATIS!

envelope
envelope
INFORMACIÓN BÁSICA SOBRE PROTECCIÓN DE DATOS El responsable es Barbara Gutiérrez Sepúlveda, con DNI 46798256H. La finalidad de almacenar tus datos es obtener información sobre nuestros servicios y la manera de contactar con nosotros. Podrás solicitarnos encargos de consultoría en cuestiones relacionadas con la imagen personal, así como obtener recursos gratuitos como guías descargables o recibir información periódica relacionada con la actividad de nuestra página y blog. Parte de los servicios a prestar pueden consistir en actividades de formación a distancia. El tratamiento de datos es legítimo cuando cumplimentas un formulario  y has leído y aceptado en su caso nuestra política de privacidad. No cedo los datos a terceros (salvo para cumplir obligaciones legales o poder cumplir con el servicio encomendado o prestado). En todo momento tienes derecho de acceso, rectificación, cancelación, oposición, limitación, revocación.